La educación la transformamos juntos.

Doná Sumate

Donar

En estos 23 años de trabajo, hemos logrado alcanzar las metas y responder a las necesidades de la zona gracias al apoyo y compromiso de muchas personas e instituciones que se sumaron y nos ayudaron a construir nuestros sueños. ¡Vos también podes ser parte! ¡Tu aporte es muy importante para construir nuevas oportunidades educativas!

APADRINAR A UN ALUMNO

Sumate apadrinando a un alumno de Providencia, ofreciéndole la oportunidad de contar, todo el año, con una propuesta educativa integral: clases curriculares, apoyo pedagógico especializado, abordaje psicosocial y familiar, ​talleres​ opcionales​, deportes, campamentos​,​ salidas didácticas​ y alimentación saludable​.
Cada beca anual tiene un valor de USD 1.500 ​y podes hacer el aporte de forma mensual o anual.

Ser voluntario

Creemos que es fundamental que toda la sociedad se involucre en la construcción de una sociedad más justa, por eso te invitamos a sumarte al voluntariado en Providencia, poniendo tus talentos y tiempo al servicio de los niños y jóvenes, construyendo así una propuesta educativa de mayor calidad y diversidad.

Participando, decidiendo, construyendo

El Club de Niños cuenta con 2 instancias de elección de delegados al año, una oportunidad para la participación de todos las niñas y niños donde libremente deciden ponerse al servicio de los demás.

Se realizó la primer instancia de elección de delegados del Club de Niños con números muy alentadores. Del total de niñas y niños (110) se inscribieron a candidatos 63 niños y niñas, un 57% del total.

“Todo el proceso lleva varias semanas y se genera gran interés en los niños” comenta Diego Urtiaga, educador y referente del proyecto de participación en el Club de Niños. “Lo primero que se hace es organizar las elecciones con el grupo de delegados que deja sus funciones”. Estos delegados pasan por los grupos informando de qué se trata el rol del delegado y la importancia que tiene el delegado para el funcionamiento del Club de Niños.

Una vez que los niños se postulan, se saca foto a cada candidato y se informa a las clases los compañeros que se postularon para que cada niños pueda ir definiendo a quién votar. Cuando todo está pronto, se procede a la votación. “Todo esto tiene cierta magia. Está muy bueno ese día, a los chiquilines les encanta, están esperando el momento, algunos con mucha ansiedad”

Este proceso se culmina con la asamblea donde se comparten las niñas y niños electos de cada clase. “Es un momento de mucha alegría, lo vivimos como una fiesta” agrega Diego.

En estos años, los delegados han llevado adelante varios proyectos, por ejemplo de ellos surgió un consejo de niños con el fin de dar apoyo a los compañeros que en algún momento se se sintieron violentados por sus pares en el Club de Niños. “Esta idea surgió de un intercambio de delegados de otros centros educativos, ellos la tomaron, la adaptaron y la presentaron en la asamblea” explica Diego.

LEER MÁs

Taller de cocina saludable para adultos

Unas 30 personas de la comunidad participaron de los talleres de cocina saludable que llevó a cabo en Providencia la Intendencia de Montevideo.
Estos talleres se realizan con el respaldo del programa “Cocina Uruguay” de la Intendencia de Montevideo. Este es un programa de educación alimentaria, que consiste en la realización de cursos teóricos – prácticos y gratuitos para la ciudadanía.
En esta oportunidad, la unidad móvil se instaló en Providencia por dos semanas pudiendo participar del curso las familias de los chiquilines que asisten al centro y vecinos del barrio. Se organizaron 2 grupos, “la mayoría de los participantes eran familiares de los niños que viene al Club de Niños” comenta Juliana, voluntaria. “Lo interesante es que estos participantes, los días siguientes vinieron al taller acompañados de algún vecino o familiar. Síntoma de que estaban a gusto con el taller”.
De este taller participó Liz, mamá de Facundo y Gonzalo que asisten al Liceo, y nos comentó que “el taller estuvo muy interesante. Fueron unos días donde aprendimos y nos divertimos mucho. Aprendimos entre otras cosas lo que aporta cada alimento que consumimos y que no es necesario usar un producto para una comida específica, sino que ese mismo producto se puede usar en diferentes propuestas. Un ejemplo de esto es hacer un bizcochuelo dulce con porotos negros. Quedó espectacular, muy rico.”
El curso tuvo una una duración de 4 días y al culminar el mismo se entregó a cada participante un “Kit de materiales” y un certificado. Muchas gracias Intendencia de Montevideo por la oportunidad de contar con este curso abierto para las familias. Sigamos trabajando en conjunto!

LEER MÁs

Evaluación de aprendizajes

Desde hace varios años el Club de Niños realiza 2 tipos de evaluaciones a los chiquilines con el ánimo de ir adaptando y mejorando el proceso de enseñanza para que el aprendizaje sea lo más efectivo posible.

Para las Pruebas Estandarizadas se aplican la TECA (Test de Eficacia de Cálculo Matemático) y la prueba TECLE (Test de Eficacia Lectora). Se realizan a los chiquilines de 2do a 6to de escuela que participan del Club de Niños. Las mismas se aplican a fin de año y tienen como objetivo comparar si los conocimientos adquiridos están dentro de lo esperado para el nivel.

También se aplican evaluaciones de Lectura y Matemática diseñadas utilizando la plataforma SEA (Sistema de Evaluación de Aprendizajes) de la ANEP. “Se evalúa a cada grupo en abril y noviembre, según el perfil de egreso de cada ciclo. En abril se valora qué tan cerca o lejos se está de ese perfil de egreso para luego diseñar herramientas de trabajo que ayuden a alcanzarlo.”

Desde hace varios años el Club de NIños viene trabajando con un Currículum propio y con evaluaciones que ayudan a generar herramientas para mejorar el proceso de enseñanza-aprendizaje de los chiquilines. “Por eso es que estamos embarcados en medir los resultados de aprendizaje de los gurises para año a año renovar la propuesta o las formas de hacer las cosas.” explica Patricia.

LEER MÁs

Potenciando talentos

En abril comenzó la propuesta de talleres para los adolescentes del Liceo y del Centro Juvenil – Continuidad, una apuesta hacia construir una propuesta complementaria a la currícula que favorezca la continuidad educativa y el disfrute de los chiquilines por aprender.

El Liceo Providencia cuenta con una propuesta educativa integrada por la malla curricular de secundaria, una propuesta complementaria y una propuesta compensatoria. Los talleres opcionales forman parte de la propuesta complementaria, surgen con el objetivo de acompañar y potenciar las habilidades y talentos de los chiquilines en su trayectoria educativa.

Este año, los alumnos pudieron escoger entre 13 talleres: periodismo, ciencias, tecnología, juegos de ingenio, cocina, teatro, huerta, catequesis, coro, música, fútbol femenino, fútbol masculino y empresas juveniles. Muchos de estos talleres están a cargo de voluntarios, que generosamente dedican su tiempo y ponen al servicio de los chiquilines sus conocimientos y habilidades para llevar adelante estos espacios.

Agustina Gianolli, voluntaria del taller de Juegos de Ingenio nos cuenta “este es mi cuarto año como voluntaria. Comencé porque un compañero del trabajo me invitó ya que estaba buscando una actividad de mi rutina que no tuviera que ver conmigo. Lo que me motivó a empezar este camino fue darme cuenta que con pequeñas acciones se pueden lograr grandes cosas. Y lo mejor es que uno viene al taller pensando transmitir algo pero en realidad cuando el mismo termina, el que se queda más lleno es uno mismo.”

En Providencia tenemos la enorme alegría de contar con un grupo de voluntarios muy comprometidos que semana a semana dedican tiempo y energía en preparar el taller para poder brindar una propuesta de calidad a los adolescentes. Sin duda, enriquecen la propuesta pedagógica del Centro Educativo permitiendo a los chiquilines, por un lado, elegir el taller donde desarrollar sus potencialidades y, por el otro, ser partícipes en la construcción de su propuesta educativa.

LEER MÁs

Espacios Educativos de Puertas Abiertas

Durante una semana el Club de Niños abrió sus puertas a las familias para que puedan vivir, disfrutar y compartir todas las actividades que realizan los chiquilines.

El Club de Niños organizó una semana de puertas abiertas para que todas las familias puedan vivir cada espacio educativo y momento del Centro. “No sólo se invita a las familias a que participen en algún taller o de algún momento en concreto, este año las puertas se abrieron para que puedan venir a disfrutar toda la tarde y elegir las actividades o espacios en los que quieran participar” comenta Lucía Ferrés, tallerista de Teatro.

Este año más de la mitad de las familias vinieron a compartir la tarde. “Teniendo en cuenta que es un horario complicado, estamos muy contentos con la participación. Muchas familias hicieron un gran esfuerzo para estar al menos una tarde, o un momento de la misma.”

Desde Providencia entendemos que esta actividad es sumamente positiva ya que las familias pueden conocer y vivir las diversas actividades que realizan sus hijos, y pueden compartir con ellos una instancia distinta que favorece el vínculo entre padres e hijos y también el vínculo entre los referentes familiares de todos los niños del Centro.

Una linda oportunidad para favorecer espacios de encuentro positivos, donde los adultos comparten y disfrutan de los intereses de los niños.

LEER MÁs

testimonios en providencia

“Providencia para mi es un ejemplo, y es un ejemplo para muchos centros educativos. Es un lugar en el que puedo dejar a mis hijos y me siento tranquilo, seguro, me siento respaldado. Sé que mis hijos quedan a cargo de gente responsable, que están atentos a todo lo que les pasa, y eso me hace sentirme acompañado, respaldado.
Cuando veo las cosas que hacemos me gusta ver que se puede, que las cosas se pueden solucionar, que hay que involucrarse para que salgan. Me encanta involucrarme, meterme en todas las actividades que pueda. Se trata de que el camino lo hacemos unos con otros, es un ida y vuelta, un intercambio.”

Gabriel Varietti, papá de alumnas del Club de Niños y Liceo.

“Provi significa un lugar en el que apoyan a mi familia y a mí. Aprendo muchas cosas cada día, me escuchan, no hay otro lugar donde me sienta mejor. Provi me aporta felicidad!”

Lucero Mazzoni, alumna del Liceo Providencia.

“Provi te hace crecer como persona, como amigo, aprendés otra forma de sociabilizar... Te enseña a vivir, no te dan todo en la mano, te ayudan a aspirar a algo grande, te acompañan en el camino, pero lo tenés que hacer vos.
Provi para mi es una catapulta de oportunidades. Pasar por Provi te da un sello, un respaldo que es enorme, conocés a gente espectacular, personas que te ayudan a abrir puertas.”

Nahuel Da Rocha, exalumno del Centro Juvenil

"A Providencia llego todos los días, hace casi 10 años, y me recibe su gente (niños, familias, educadores y vecinos) con inmensa calidez; en muchos formas siento que llego a casa después de un largo día afuera.”

Patricia Orlando, Coordinadora del Club de Niños

“En Providencia me siento libre y tranquilo. Venir acá me aporta felicidad, alegría. La oportunidad de hacer varios talleres. Es importante el respeto que te dan, la onda que ponen para ayudarte, para darte lo que vos necesites, y la preocupación que ponen por vos. Acá es muy importante el respeto y la convivencia: convivís con muchos y aprendes a respetar al otro. Por eso sueño con Provi mucho más grande: con la canchita de fútbol y tener un lugar para hacer gimnasia. En un futuro me imagino viniendo al Centro Juvenil. Me gustaría acompañar en los campamentos y ayudar a los educadores con algo.”

Franco Acosta, alumno de 3º año en el Liceo Providencia

“"Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo". Mi primer día de trabajo en Providencia encontré en los pasillos esta frase de Benjamín Franklin escrita en un pequeño papel en el suelo. Creo que estas palabras definen la esencia de Providencia: El decir y enseñar son superficiales y de corta duración; la clave está en involucrarse. Involucrarse con el otro, ser parte. Eso marca profundamente y para siempre. Providencia es un lugar que no pierde la oportunidad de involucrar e involucrarse. Un hogar donde familias comparten”

Diego Urtiaga, educador del Club de Niños

“El secreto para que Providencia funcione es que nos llevamos todos bien. Es difícil porque somos todos diferentes, pero ese esfuerzo por llevarnos bien y ayudarnos es lo que nos hace crecer. Es el secreto que tiene Provi, todos ayudamos a todos.”

Romina Pietro, alumna de 3º año del Liceo Providencia
SUMATE

Colaboradores

suscribite al nEWSLETTER

Suscribite a nuestro Boletín de Noticias mensual y enterate de todo lo que pasa en Providencia!

Contactanos

¡Ponete en contacto con nosotros!