17.09.18

Retiro  “Despertate”

En el mes de agosto los adolescentes que participan de “Despertate” tuvieron un retiro donde profundizaron sobre sus emociones.

Despertate es el nombre que tiene el taller donde se trabajan y profundizan sobre distintos aspectos relacionados a la pastoral y al desarrollo espiritual de los alumnos.

En el caso de primero de Liceo, participaron  40 adolescentes y profundizaron en las emociones  y cualidades de cada uno.

Fiorella Aldabalde, catequista de primero, comenta que como punto de partida vieron un fragmento de la película Intensamente. “A partir de ahí trabajamos distintos aspectos de nuestra personalidad, nuestros recuerdos importantes, las personas que nos fueron marcando. También usamos el recurso de la Isla de Personalidad.” Son la representación que utiliza la película sobre los diferentes aspectos de la personalidad que definen a una persona. En la película aparecen la isla de la familia, de la amistad, de la honestidad. “En el retiro les pedimos que representen la isla de Despertate. Mediante un dibujo tenían que describir al grupo”

En la tarde se trabajó sobre las claves de identidad que tenemos en Providencia. “Armamos distintas bases donde mediante el juego trabajamos y profundizamos sobre las 4 claves de identidad: encuentro, experiencia de Familia, transformación mutua y dinámica misionera.

En el caso de segundo año, participaron 22 alumnos y tuvieron una jornada muy emotiva, en la cual repasaron los momentos más importantes de su vida e identificaron quienes fueron las personas que los acompañaron en cada uno de esos momentos. A partir de este ejercicio pudieron identificar como Dios los acompaña a través de esas personas y como Dios también acompaña a quienes los rodean a través de ellos.

Les pedimos a las familias que les escribieran una carta a cada uno de los chiquilines transmitiendo cómo los quieren acompañar en este momento importante de sus vidas. “El momento de abrir y leer la carta fue un momento de mucho respeto, un momento personal de gran emoción. Los chiquilines se movilizaron mucho, algunos era la primera vez que recibían una carta de sus familias. Fue muy lindo, la forma en la que lo vivieron superó nuestras expectativas”, nos cuenta Florencia Cruces, catequista de segundo.

En ambos retiros terminamos con una linda Misa, poniendo en manos de Dios todo lo vivido.

Compartir en: